Los amarres caseros. Reconocidos por su practica tradicional durante muchos años, esta se compone de diversos conjuros que práctica PAPACHO. dedicado al estudio constante del ocultismo, dedicado a la existencia de pactos sagrados con seres especiales, comprobando y formar parte de un folklore que existió en diversas civilizaciones, se debe reconocer que tuvo una expansión mundial, siendo Bolivia la cuna de muchos brujos y curanderos dedicados a la practica de los amarres de amor de manera efectiva. Lo primero que viene a tu mente es miedo. Cuando te encuentras en graves dificultades sentimentales te quedan 2 opciones: Luchar por tu pareja. Olvidar todo y dar vuelta la página. Estos Amarres caseros, Es practicado por el PAPACHO. son sesiones espirituales que provocan en la persona que amas un calor, una energía única. Para llegar al corazón de él o ella. Invocamos su espíritu a través del santo del amor, o el rey de los enamorados que es “San Antonio”, elementos de fuego y humo logran captar la atención mental por ti, la miel, hojas de laurel, agua bendita, y canela entera, y un buen altar o mesa espiritual hacen que él o ella no se resistan a volver.El siguiente ritual se considera parte de la magia blanca más efectiva para hacer un amarre de amor casero La Ruda es una planta común pero mágica que se puede usar para controlar la voluntad de alguien, entre muchos otros usos inofensivos, la cual, vamos a necesitar para este amarre. Este ritual nos coloca frente de uno de los rituales más eficientes que existen: para hacerlo, vamos a necesitar tambien canela entera, azafran Y miel. Para comenzar, coloque algunas hojas secas de Ruda en un mortero con una cucharadita de azafrán y la miel . Mezcla y muele todos los elementos con una mano hasta que se conviertan en una masa mientras recitas el siguiente amarre para atraer ala mujer o al hombre: “Ahora y siempre, ven a mí y concéntrate únicamente en mí, porque de este amor nacerá una luz eterna, y estaremos juntos por siempre“. No te olvides de poner la masa bajo la cama. te lo dice el PAPACHO.